portal de la poesía virtual
portal de la poesía virtual

Reflejos de una noche.

          
Cuanto te amé, que no te lo dije lo suficiente,
me faltaron tardes para cambiar nuestro destino.
Lo sabía el viento, lo sabía la arboleda,
lo sabía todo lo que me rodeaba, menos tú.

En el llanto me pesan los ojos, no los quiero abrir,
me duele el horizonte cuando me grita de atardeceres,
entre las nubes guardé los secretos que ataban mi corazón.

Vagan las ilusiones sin saber a donde ir,
atracan en el muelle ancladas a la desesperación,
duermen cuando se pinta de sepia el sol,
vagan en sueños buscando el camino.

Reflejada mi sombra solitaria,
como si a la luna le gustara mi soledad,
juega con su reflejo,
como queriendo saciar mi intranquilidad.

Tras la ventana,
no se da cuenta que el amanecer
trae consigo las sombras,
y al mar se suman mis lágrimas,
se pierden en el que creí, era mi cauce.

Se cansan de sostenerme los pies
aferrados a la esperanza,
¡ Qué ilusas son la melancolía y la nostalgia !

La noche vuelve cada día,
rodando sus sueños en un horizonte oscuro,
ahogando en el sueño, la voluntad que escasea.

En la eternidad de la noche,
va naciendo el crepúsculo,
sigue el corazón amando,
lo que está distante.


María del Carmen

Copyright © Todos los derechos reservados.

Publicado el: 13-12-2002
Última modificación: 05-08-2003


página personal de María del Carmen


regresar









poetas en la red


















Copyright © 2001-2003 Poesía Virtual Inc. Todos los derechos reservados.
Copyright © 2001-2003 Virtual Poetry Inc. Worldwide Copyrights.