portal de la poesía virtual
portal de la poesía virtual

CIUDAD DE MÉXICO

Es la capital de ésta, nuestra bella República Mexicana,
y colinda con los hermosos estados de Morelos y México.
Como se sabe, es una de las ciudades más pobladas,
con un pasado histórico impresionante y espléndido.

Comprende 16 delegaciones, como Azcapotzalco,
las de Coyoacán, Cuajimalpa de Morelos, Iztapalapa,
Tláhuac, Xochimilco, Cuauhtémoc, Miguel Hidalgo,
Iztacalco, Benito Juárez y también la de Milpa Alta.

Entre sus varios cerros, destacan La Cruz del Marqués,
mejor conocido como Ajusco, el Cerro de la Estrella,
del Chiquihuite y el famoso Cerro de Chapultepec,
alcanzados por la mancha urbana, según se aprecia.

El clima predominante es el templado subhúmedo,
presentándose lluvias abundantes todo el verano.
Sus ríos principales son Mixcoac, Santo Desierto,
Churubusco, La Piedad, Tacubaya y Consulado.

Menos del 40% del total de su superficie territorial
son zonas agrícolas, boscosas o de pastizales.
De allí, se obtienen avena forrajera, haba, nopal,
maíz, eucalipto, fresno, encino, oyamel y zacate.

Por lo densamente poblada, la Ciudad de México
tiene una flora y fauna disminuidas sensiblemente,
pero aún hay variedades como helechos, encino,
musgos, tabaquillo y otras no menos importantes.

Entre otras especies animales, hay gorrionetas,
lagartijas, víboras de cascabel, salamandras,
ranas, ajolotes, tuzas, musarañas y culebras,
pollos, gallinas, guajolotes, colibríes y vacas.

La zona urbana abarca más del 60% de su territorio
y ahí se hallan zonas residenciales, industriales
y todo tipo de áreas comerciales y de negocios,
con niveles de crecimiento muy espectaculares.

Con poco más de uno 8 millones 600 mil habitantes,
a la Ciudad de México se le considera una macrourbe.
Están distribuidos en poco más de 400 localidades;
a éstas, una enorme población flotante confluye.

En la Ciudad de México existen muchas industrias,
la mayoría pertenecientes a las ramas del vestido,
los alimentos, elaboración de papel y maquinaria,
así como a la fabricación de diversos equipos.

Igualmente, encuentras el Desierto de los Leones,
gran parque nacional con bosques de pino y cedro,
al que se llegarás fácilmente en auto o en camiones,
pero no olvides llevar abrigo, sobre todo en invierno.

Si es que te agrada acudir a arqueológicas ruinas,
debes ir cuanto antes al Museo del Templo Mayor;
podrás admirar estatuas de caballeros águilas,
así como de Huitzilopochtli, Coyolxauhqui y Tláloc.

Si no hay marchas, manifestaciones o plantones,
desde la llamada Plaza de la Constitución o Zócalo
aprecias mejor varias esplendorosas construcciones,
como el Palacio Nacional y el Sagrario Metropolitano.

En Palacio Nacional, están oficinas de la Presidencia
y de la conocida Secretaría de Hacienda y Crédito Público.
Hay murales de Diego Rivera, de gran magnificencia,
como el bautizado Historia y Perspectiva de México.

La Virgen de Guadalupe tiene su gran Basílica,
que en el año de 1976, sustituyó a la antigua.
Caben más de 40 mil personas en 14 capillas
y su visita, es prácticamente obligada, sin duda.

El Palacio de Bellas Artes es símbolo arquitectónico;
el teatro cuenta con un telón de 22 toneladas de peso.
En cristal, representa un paisaje del Valle de México
y es una valiosa joya artística, ni quien dude eso.

Otro atractivo es la escultural Torre Latinoamericana,
que tiene un total de 44 pisos y 182 metros de altura;
desde su Mirador, se contempla la mancha urbana,
claro, si es que no hay mucha contaminación y bruma.

El Centro Histórico posee muchos bellos edificios,
como el Museo Postal, construido por Adamo Boari,
el Palacio de Minería, que muestra cuatro meteoritos
y la Plaza Manuel Tolsá, sitio que está muy cerca de allí.

También, la Iglesia del Convento de San Francisco,
el Museo del Ejército y la Fuerza Aérea Mexicana,
la muy popular y conocida Plaza de Santo Domingo
y la amplia Casa de los Condes del Valle de Orizaba.

El Museo Nacional de Antropología e Historia,
exhibe piezas de varias culturas precolombinas.
Dispone de amplias salas y maquetas giratorias,
donde se aprende bien de los mayas y mexicas.

El zoológico que está en el Bosque de Chapultepec
ocupa 14 de las 230 hectáreas de éste último.
Alberga lobos, osos, zorras, pumas, mapaches,
entre otras especies, como lagartos y zorrillos.

La Columna a la Independencia, es decir, El Angel,
es parte de un singular y suntuoso monumento.
Allí, las estatuas de varios próceres bien lucen,
como las de Miguel Hidalgo y José María Morelos.

En Coyoacán, encuentras el Museo de Frida Kahlo,
donde se exhiben retablos y objetos de uso personal
de esta pintora, así como obras de José Ma. Velasco,
en la también llamada Casa Azul, de estilo colonial.

En Tlalpan, está la zona arqueológica de Cuicuilco
muestra vestigios otomíes y una pirámide circular.
En el Ajusco, funciona un moderno albergue alpino,
donde los montañistas pueden, incluso, pernoctar.

En Xochimilco, verás las pintorescas trajineras
y un original mercado, con muchas plantas y flores;
allí se consiguen, bien hechas con barro, macetas
pintadas finamente a mano, con bonitos colores.

En Álvaro Obregón, el Centro Cultural San Ángel,
en Azcapotzalco, el ex Convento de los Dominicos;
en Benito Juárez, está la llamada Casa de Obraje
y en Miguel Hidalgo, la estatua de Abraham Lincoln.

El Castillo de Chapultepec, en el bosque de ese nombre,
fue la espléndida residencia de Maximiliano y Carlota.
Allí está la pintura Los Niños Héroes, de Gabriel Flores
y estatuas a diosas romanas, como Ceres y Pomona.

Por distintas partes de la ciudad, hay artesanías
y puedes adquirir útiles artículos de hojalata,
madera, vidrio soplado, bambú, carrizo, lámina,
vara de sauce, talabartería, alfarería y palma.

Para comer, hay deliciosas quesadillas de papa,
queso, quelites, chicharrón, pollo y huitlacoche,
burritos, tamales de elote y gorditas de nata,
así como enchiladas, tacos de cecina y sopes.

Del Distrito Federal, fueron Cuauhtémoc,
emperador azteca; Mariano Matamoros,
militar y sacerdote; Luis Enrique Erro,
ingeniero, y el periodista Salvador Novo.

También, la heroína insurgente Leona Vicario,
el abogado José Yves Limantour Marquet,
el destacado político Vicente Riva Palacio
y el brillante académico Jaime Torres Bodet.

Ciudad de México, orgullo de nuestra patria lo es,
capital de la nación mexicana que vive y que vibra,
que canta y que a diario trabaja, como debe ser,
suelo rico en cultura, tradiciones, corazón y música.


Raff

Copyright © Todos los derechos reservados.

Publicado el: 29-12-2002
Última modificación: 23-11-2003


página personal de Raff


regresar









poetas en la red


















Copyright © 2001-2003 Poesía Virtual Inc. Todos los derechos reservados.
Copyright © 2001-2003 Virtual Poetry Inc. Worldwide Copyrights.