portal de la poesía virtual
portal de la poesía virtual

Una alfombra en el alma

El verde, color de verde,
el azul, color de mar,
el pobre, color miseria.
el rico, rojo brillante,
el cobrizo, el horizonte.
Vivo en la paz, y me quejo,
de la niebla del otoño,
del ocre y de la ceniza,
que manchan la vida eterna.
Se asustan las margaritas,
las dalias lloran de espanto,
los luceros de tu alma,
corren diestros al jardín,
por si el clavel y la rosa,
se tomaron un buen vino,
cuando llegó San Martín.
Paso el tiempo muy deprisa,
y con pesares y risas,
nacieron lirios preciosos,
azucenas, y gladíolos,
presididos con esmero,
por aves del paraíso,
que tenían como adorno,
alcatraces y gardenias,
amapolas y gaviotas,
un bolero de Machín,
la fragancia de Gardel,
y de adelfas traicioneras.
Yo con sutil energía,
quise plantar un amor,
entre pétalos de flores,
que con matices de incienso,
conquistara corazones.
Pero entonces me di cuenta,
que la luz pasó de largo,
mi estación se quedo a oscuras,
y marchitos mis deseos,
por esa historia contada,
se marcharon a dormir.
PERO EL CORAZÓN DEL HOMBRE
¡NO CAYÓ EN LA CUENTA!!


Fernando Pérez.

Copyright © Todos los derechos reservados.

Publicado el: 24-09-2003
Última modificación: 00-00-0000


página personal de Fernando Pérez.


regresar









poetas en la red


















Copyright © 2001-2003 Poesía Virtual Inc. Todos los derechos reservados.
Copyright © 2001-2003 Virtual Poetry Inc. Worldwide Copyrights.